Corrientes 40 °C
Min. 30 °CMax. 40 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarioepoca.com/a/739096

Jornada de integración con incertidumbre en el barrio Quintana

La asociación de chicos especiales "Divino Niño" debe renovar este mes el contrato de alquiler. Propietario quiere vender el predio.
EPC020717-022F04
ABUELOS Y JÓVENES REUNIDOS EN EL HOGAR DIVINO NIÑO.
ABUELOS Y JÓVENES REUNIDOS EN EL HOGAR DIVINO NIÑO.

En el primer día de julio, la asociación "Divino Niño Jesús" concretó una nueva jornada de integración y un almuerzo con sus integrantes pero en un contexto de incertidumbre respecto a la continuidad del funcionamiento de la sede ubicada en el barrio Fray José de la Quintana. La institución creada en el año 2000 alquila actualmente un inmueble en la esquina de Yugoslavia y Cangallo, y este mes debe realizarse el contrato de renovación. El propietario de la casa ya anticipó a las autoridades de la ONG que "no lo va a hacer. La decisión de vender se mantiene y de no mediar acuerdo, deberíamos retirarnos", contó la presidente Susana Gadea. El buen tiempo acompañó para el desarrollo de actividades desde temprano en "la casita", como identifican al lugar los vecinos de la zona. Tal como sucede cada sábado, los primeros en llegar fueron los adultos mayores que integran el Club de Abuelos Jesús Nazareno, luego los jóvenes voluntarios y algunas familias de la zona con quienes se compartió el almuerzo. Después hubo tiempo para la música y para las prácticas de varios ritmos a cargo del profesor de danzas Tomás Morínigo. En esta oportunidad recibieron además la visita del subsecretario de Derechos Humanos de la Provincia, Manuel Cuevas, y de Santiago Faisal, ambos funcionarios son colaboradores permanentes de la institución. Gadea recordó que si bien esencialmente el ballet de folclore integrado es el espacio por excelencia de la asociación, también allí se concretan diversos talleres de danzas, manualidades y apoyo escolar. "Propusimos al dueño de la casa la opción de colocar el cartel de venta y mientras tanto permanecer aquí hasta que consigamos otro lugar, nuestra lucha lleva muchos años, antes funcionábamos en el CAPS 11 del barrio, es parte de nuestra vida esta casa", expresó. Junto a la vivienda existe un terreno que es municipal y por el cual se hicieron pedidos para lograr la donación correspondiente. Incluso se presentó en 2015 un proyecto en el Concejo Deliberante que no logró seguir su curso frenado en la Comisión de Obras y Servicios Públicos. Lejos de los vaivenes políticos y con los rostros preocupados, padres, abuelos y voluntarios esperan respuestas para "seguir concretando el sueño de ayudar, dejando todo en las manos del Niño Jesús, el amigo que nunca falla", finalizó Gadea.

Notas Relacionadas