Corrientes 28 °C
Min. 23 °CMax. 35 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarioepoca.com/a/603487

Estudiantes de la UNNE emprenden una labor de misión y solidaridad

Hace más de dos años un grupo de jóvenes y no tan jóvenes, nucleados en la comunidad universitaria, comenzó una tarea en lugares que requieren de asistencia y contención.
MISIONEROS UNIVERSITARIOS SURGIÓ CON UN ESPÍRITU DE SERVICIO Y SOLIDARIDAD
MISIONEROS UNIVERSITARIOS SURGIÓ CON UN ESPÍRITU DE SERVICIO Y SOLIDARIDAD

"Misioneros Universitarios" está integrado por estudiantes de varias carreras de la Universidad Nacional del Nordeste (UNNE). El objetivo de este grupo es realizar experiencias concretas de misión y animación y, de esta manera, brindar un ámbito donde los universitarios vivan en comunidad su vocación. Para conocer más sobre el trabajo de este grupo, su coordinadora Mariana Benítez dialogó con época y contó en detalle las motivaciones que alientan a cumplir con la ayuda hacia el otro: "El grupo Misioneros Universitarios surgió hace dos años cuando trabajadores de la UNNE formaron el grupo y realizaron actividades de solidaridad involucrando a los jóvenes universitarios de todas las carreras". Cabe aclarar que este grupo viene funcionando hace dos años dentro de la comunidad universitaria pero recién éste año se ha formalizado bajo las órbitas de la Iglesia Católica con sede en las provincias de Corrientes y Chaco. Es así que algunas de las actividades realizadas a la fecha son, por ejemplo: apoyo en la peregrinación juvenil a Santa Ana los Viernes Santos 2015-2016; Vía Crucis universitario; apoyo sanitario en la visita del padre Darío Betancourt y en Corpus Christi; recolección y entrega de donaciones de ropas -entre otras actividades- a la comunidad de San Isidro Labrador, Bella Vista. Caracterizados por la solidaridad y entrega a los hermanos más vulnerables, Misioneros Universitarios se reúne los sábados, cada 15 días, y tiene su sede de reuniones en la Parroquia Sagrado Corazón de Jesús (Avenida República del Líbano 250, Corrientes, Capital). Por supuesto, como cualquier grupo están organizados y cuentan con una Comisión Directiva compuesta por un asesor: padre Martín Alderette; coordinadora: Mariana Benítez; subcoordinadora: Alicia Silva; secretaria: Miriam Rojas; tesorera: Dalia de Jesús Romero; protesorero: Horacio Maderna. Además se cuenta con referentes en las distintas unidades académicas: Diego Lezcano (Facultad de Arquitectura); Jorge Andino (Facultad de Ciencias Exactas); Gabriel Marder - Miriam Rojas - Carla Zárate (Facultad de Ciencias Veterinarias); María Judith Sandoval - Sandra Piris (Facultad de Derecho); Alicia Silva - Horacio Maderna (Facultad de Ingeniería); Liza Hortt - Beatriz Silva - Diana Elizalde (Facultad de Medicina); Andrea Soto (Facultad de Odontología); Iris Coronel (ISSUNNE); Claudia Vallejos (Junta de Contralor Médico); Dorotea Cuenca Peralta (Relaciones Laborales) y Susana Palacios (Secretaría de Asuntos Sociales). Asimismo se cuenta con la participación de estudiantes de las distintas carreras que integran la universidad y están abiertos a la integración de todos aquellos que quieran ser parte o colaborar.

Las experiencias

Ilustrando un poco las experiencias que viven los estudiantes en el grupo, Mariana Benítez comentó su opinión: "El grupo para mí es la oportunidad de unir esfuerzos entre personas de diferentes edades y de distintas profesiones y actividades. En lo cual cada uno aporta desde su experiencia o punto de vista, la manera de hacer actividades que enriquezcan el espíritu y a la vez ayude a los hermanos más necesitados". También agregó: "Es especial trabajar con estudiantes que vienen de distintos puntos de la región. Ayudarlos, guiarlos, contenerlos y trabajar con ellos es el espíritu que nos caracteriza, llenos de entusiasmo y dedicación", expresó. Asimismo, María Belén Aranda, estudiante de Bioquímica, comentó el significado de ser misionero: "Significa colaborar con el corazón. Uno por ahí no está preparado para ayudar al prójimo, pero siempre tiene las herramientas y las capacidades para poder llegar", resaltó y agregó: "Uno tiene que considerar siempre que a todas las personas uno las puede sanar con el corazón, con la caricia, con el silencio o simplemente con una sonrisa". Por su parte, Ximena Andrea de Bortoli estudia Derecho y es oriunda de Goya. Al contar su experiencia del porqué ingresó al grupo detalló: "El grupo me ayuda a entender que hay muchas personas que necesitan de nosotros, por no tener los mismos recursos que yo tengo. Pienso que si a uno le sobra algo, lo tendría que compartir con alguien más. Dios nos enseñó que todos somos hermanos y en esta gran familia hay que estar unidos". En una mirada introspectiva, expresó: "Yo nací en Goya, allí con mis padres vivimos en una zona rural. Cada vez que hay frutos u hortalizas de más, las donamos al asilo de ancianos y de niños. Es muy reconfortante ver cómo sus rostros se iluminan y se llenan de alegría cuando compartimos con ellos una parte de nuestro tiempo. Eso es lo valioso, más que todo el dinero del mundo", precisó. Es allí donde la estudiante vincula el espíritu de solidaridad de Misioneros Universitarios: "Eso hace sentirme parte de este grupo, descubrí que no solo mi familia hacía eso, sino que otra gente piensa en el otro y hace lo mismo. Compartir algo con amor no tiene precio, y por eso quise formar parte de Misioneros Universitarios. No estamos solos, somos una gran familia. No importa edad, sexo, status o profesión. Todos somos iguales. Por qué no compartir una parte de nuestro corazón con el otro. Pienso que esto es la esencia del grupo", concluyó.

[image_slider link="full_url_link" source="http://diarioepoca.com/wp-content/uploads/2016/07/MIS4.jpg"]TRABAJANDO EN LA CONFECCIÓN DE LAPICEROS PARA LOS NIÑOS. [/image_slider] [image_slider link="full_url_link" source="http://diarioepoca.com/wp-content/uploads/2016/07/MIS5-1024x682.jpg"]  REPARACIÓN DE ROPAS DONADAS PARA SER ENTREGADAS A LOS NECESITADOS. [/image_slider] [image_slider link="full_url_link" source="http://diarioepoca.com/wp-content/uploads/2016/07/MIS6.jpg"]  [/image_slider]

Campaña por el Día del Niño Actualmente iniciaron una campaña para el "Día del Niño 2016" con el objetivo de compartir un festejo el 6 de agosto en los hogares San Javier y Santa Teresita de Resistencia (Chaco). También, junto a los niños de dichos hogares, celebrarán con otros chicos humildes de un merendero de Resistencia el día 27 de agosto. Para ello, el grupo está abocado en recolectar útiles escolares para equipar unos lapiceros artesanales, que se obsequiarán a los niños, y golosinas. También preparan libros de cuentos, títeres y animaciones infantiles con payasos que realizarán los estudiantes, docentes y no docentes que se van sumando para integrar Misioneros Universitarios. Sobre esta campaña, María Belén Aranda explicó: "Ayudamos a los niños, colaboramos con ellos y entregamos todo nuestro amor con las pequeñas cosas que hacemos desde el grupo. Nos juntamos por un fin común: ayudar a ese niño que necesita de nosotros. Darle una sonrisa en su día, hacerlo feliz y que se sienta la persona más alegre del universo", sintetizó. Para colaborar, se pueden acercar donaciones en cada Facultad a sus respectivos referentes, comunicarse a través del Facebook: https://www.facebook.com/peregrinos.universitarios.9 o al celular de Mariana Benítez (Claro): 3795 005215.