Corrientes 30 °C
Min. 25 °CMax. 32 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarioepoca.com/a/1273457
PROTESTA EN UNA MINA DE CARBÓN

Liberaron a la activista Greta Thunberg tras de ser detenida por la policía alemana

La activista climática sueca Greta Thunberg recuperó su libertad este martes por la noche después de pasar varias horas detenida tras una protesta por la expansión de una mina de carbón en el pueblo alemán de Lützerath.

"Thunberg fue detenida solo brevemente. Una vez que se estableció su identidad, fue libre de irse", dijo a CNN Max Wilmes, portavoz de la policía en la ciudad de Aquisgrán.

"Debido al reconocimiento de su nombre, la policía aceleró el proceso de identificación", dijo Wilmes, quien añadió que la activista esperó a que liberaran a los otros manifestantes.

Thunberg reanudó rápidamente su campaña este miércoles, compartiendo un mensaje en su cuenta de Twitter que decía: "La protección del medio ambiente no es un crimen".

"Ayer formé parte de un grupo que protestó pacíficamente contra la expansión de una mina de carbón en Alemania", dijo el activista, y agregó: "La policía nos acorraló y luego nos detuvo, pero nos dejó ir más tarde esa noche".

Thunberg era parte de un gran grupo de manifestantes que rompieron una barrera policial e invadieron un pozo de carbón que las autoridades no habían podido asegurar por completo, dijo este martes a CNN el portavoz de la policía, Christof Hüls. Esta es la segunda vez que Thunberg es detenida en el lugar, dijo.

Desde el miércoles pasado, la policía alemana ha logrado expulsar a cientos de activistas de Lützerath. Algunos han estado en el lugar durante más de dos años, informó CNN anteriormente, ocupando las casas que fueron abandonadas por los antiguos residentes tras el desalojo, casi todos en 2017, para dar paso a la mina de carbón de lignito.

El Gobierno alemán llegó a un acuerdo con la empresa de energía RWE, propietaria de la mina, en 2022, permitiéndole expandirse a Lützerath a cambio de terminar con el uso del carbón para 2030, en lugar de 2038.

Una vez que se complete el desalojo, RWE planea construir una valla perimetral de 1,5 kilómetros alrededor del pueblo, sellando sus edificios, calles y alcantarillas antes de que sean demolidos.

Thunberg tuiteó el viernes pasado que se encontraba en Lützerath para protestar contra la expansión de la mina. Este sábado, se unió a miles de personas que se manifestaban contra la demolición del pueblo.

Dirigiéndose a los activistas en la protesta, Thunberg dijo: "El carbono todavía está en el suelo. Y mientras el carbono esté bajo tierra, esta lucha no ha terminado".

Hüls dijo que Thunberg "sorprendentemente" había vuelto a protestar este domingo, cuando fue detenida por primera vez, y luego nuevamente este martes.

La expansión de la mina de carbón es importante para los activistas climáticos. Argumentan que continuar quemando carbón para obtener energía aumentará las emisiones que provocan el calentamiento del planeta y que eso violará uno de los objetivos del Acuerdo Climático de París de limitar el aumento de la temperatura global a 1,5 grados centígrados por encima de los niveles preindustriales. El lignito es el tipo de carbón más contaminante, que a su vez es el combustible fósil más contaminante.

"Necesitamos detener la destrucción actual de nuestro planeta y el sacrificio de las personas comunes para beneficiar el crecimiento económico a corto plazo y la codicia corporativa", dijo Thunberg.

Los enfrentamientos entre activistas y la policía continuaron este mes, y las fotos de las protestas mostraban a la policía usando equipo antidisturbios para sacar a los manifestantes.

Más de 1.000 policías participaron de la operación de desalojo. La mayoría de los edificios de la aldea ya fueron vaciados y reemplazados por máquinas excavadoras.

RWE y el Partido Verde de Alemania, miembro de la coalición gobernante del país, rechazan la afirmación de que la expansión de la mina aumentará las emisiones totales y que las emisiones de carbono adicionales pueden compensarse. Pero varios informes climáticos dejaron en claro la necesidad de acelerar el desarrollo de la energía limpia y la transición para abandonar los combustibles fósiles.

Estudios recientes también sugieren que es posible que Alemania ni siquiera necesite carbón adicional. Un informe de agosto de la plataforma de investigación internacional Coal Transitions encontró que incluso si las plantas de carbón operan a una capacidad muy alta hasta el final de esta década, ya tienen más carbón disponible del necesario de los suministros existentes.