Corrientes 25 °C
Min. 21 °CMax. 30 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarioepoca.com/a/1259456
PRODUCTO DEL ÚLTIMO "GRAN SALTO" DEL DÓLAR

Los repuestos de autos subieron hasta un 300% en Corrientes

Desde hace dos meses, las autopartes sufren constantes incrementos y los presupuestos que brindan los distribuidores a talleres mecánicos tienen un plazo de una semana de duración. Según voces del sector, "la gente sólo va al taller cuando el coche ya está roto".

FOTO ILUSTRATIVA. (GENTILEZA: TALLER MECÁNICO "TOTO SOSA").

La reparación de los automóviles se vuelve cada vez más complicada para los correntinos por las cotizaciones que alcanzaron en los últimos dos meses las autopartes. Referentes consultados por diario época coincidieron en que los repuestos para vehículos importados son los más difíciles de conseguir. "Los clientes esperan a último momento para traer sus coches y casi no hay trabajos de mantenimiento", dieron un panorama.

Desde el taller mecánico "Los Hermanos Canteros" del barrio Cremonte dieron fe de la dificultad de obtener las autopartes de acuerdo al tipo de vehículo. En este sentido aseguraron que los pistones son los más complicados de conseguir en el mercado. "Un juego para una Ford Transit 2.5 modelo 90 demoró más de dos meses en llegar. Y cuando arribaron su costo era de $38.000", ejemplificó. Y un trabajo de rectificación alcanza los $130.000.

Otro caso paradigmático que mencionaron desde el taller ubicado en el fondo de avenida Centenario es el de un juego de aros para un Fiat de motor 1.4 que hace dos meses se podía conseguir entre $3.000 o $4.000 y ahora pueden llegar a $13.500 (+338%). "Antes, la gente se interesaba en invertir en sus móviles. Pero ahora están mas abocados en emparcharlos para luego deshacerse de ellos", acotaron.

En el taller mecánico "El Merdeceño" dieron cuenta que las subas superan en promedio el 100% . "Un simple buje para un auto común que costaba $2.000 hace dos meses, ahora se consigue por $5.000 (+150%)", afirmaron para dar una muestra de los incrementos.

Y en este sentido dijeron que las autopartes para los coches importados son las más difíciles de conseguir. "El embrague para un BMW cuesta arriba de los $200.000 cuando antes valía $100.000 (+100%) y es complicado obtenerlo", comentaron. Y para contrastar con los móviles que manejan repuestos nacionales agregaron: "Un embrague para un Fiat está valuado en unos $30.000 en contraste con los $10.000 a los que cotizaba en junio".

Vale remarcar que los trabajos sobre el motor son uno de los más caros. Por ejemplo, una rectificación le cuesta al taller $150.000 (no la hacen en el lugar) y el armado del motor ronda los $100.000.

Los trabajos más comunes que atienden en el taller, ubicado sobre Gobernador Torrent (continuación de Jujuy) entre Lavalle y avenida Pedro Ferré, tiene que ver con el tren delantero y los frenos.

El encargado del taller "Toto Sosa", situado sobre Las Heras casi avenida Alberdi, no mostró sorpresa por la dificultad de conseguir repuestos importados. Aseguró que la falta de stock ya sufre este sector hace "mucho tiempo". Al mismo tiempo afirmó que el mercado porteño es el único debidamente abastecido. Por ello, los mecánicos no trabajan con coches importados.

El problema que sí surgió tras la última corrida cambiaria originada por la renuncia del Ministro de Economía en julio es que los vendedores de los repuestos nacionales comenzaron a racionarlos ya que no tienen precios referencia, sobre todo de los más caros, declaró el referente.

En su caso sostuvo que la caja y el diferencial son los que más cuestan conseguir. "Una caja usada y reacondicionada se puede conseguir por un valor de $80.000 o $100.000", manifestó como para brindar un ejemplo.

El mecánico comentó que los presupuestos que solicitan sólo tienen vigencia de una semana y todos vienen con la advertencia de que están sujetos a reajustes. "Las reparaciones preventivas no se realizan como antes. En la actualidad, la gente espera que se le rompa el vehículo para llevarlo al mecánico", sostuvo.

La Federación Argentina de Talleres de Reparación de Automotores y Afines (FAATRA) estimó aumentos sólo en julio del 40% en Buenos Aires y reconocieron que en el interior del país son aún mayores.