Corrientes 26 °C
Min. 24 °CMax. 33 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarioepoca.com/a/1258718
Mónica Pared

Redacción

ENCABEZÓ VARIAS CAMPAÑAS DE AYUDA

Mercedeño creó un banco solidario de medicamentos

Santiago Pauli tiene 23 años y su gran compromiso social lo llevó a idear varias campañas solidarias. Dijo que confía "en el aporte de la gente" para motorizar estas ayudas. Su trabajo está inspirado en los influencers solidarios de las redes sociales.

LA HISTORIA DE UN NIÑO MOTIVÓ LA PRIMERA CAMPAÑA.

Santiago Agustín Pauli nació y vive en la ciudad de Mercedes. Es estudiante de Ciencias Veterinarias de la Universidad Nacional del Nordeste (UNNE), Técnico en Inseminación Artificial de Bovinos y hace cuatro años decidió armar campañas solidarias para ayudar a sus compueblanos. "Siempre tuve este carisma de querer hacer algo por los demás, de ayudar sin pedir nada a cambio", dijo en diálogo con diario época.

Sobre su iniciativa reveló que se inspiró en muchos influencers que usaban las redes sociales para fomentar una campaña solidaria. "Entonces lo puse a prueba acá en Mercedes desde mis redes sociales", dijo. Sin dudas que Santiago fue sorprendido por la respuesta de la gente. "Hubo una fuerte repercusión, lo que generó que más personas se sumen. Me escribían y me escriben constantemente para ayudar en las causas que proponemos. Esto llevó a que todo mi pueblo me conozca", resaltó el joven.

Las campañas que logró concretar el mercedeño apuntan fundamentalmente a los casos de suma necesidad, ya sea de salud o económica. "Lo que se logra es gracias al aporte desinteresado de todas las personas. Tengo buena relación con muchos políticos y funcionarios, lo que me permite gestionar a través de estos contactos", explicó. No obstante, el fuerte de sus campañas son las redes que se van tejiendo para lograr brindar una mano solidaria al que está pasando una situación difícil.

ES PARA QUIENES NO CUENTAN CON OBRA SOCIAL

Casos que lo marcaron a fuego

Recibir los pedidos de ayuda no pasa solamente por una cuestión de "gestión", sino que son historias de vida fuertes y muchas de ellas de su gente, de su terruño. "Las mayores necesidades que veo recorriendo los barrios son las vinculadas a temas de salud. Hay mucha gente que no cuenta con recursos, por ejemplo para acceder a comprar una silla de ruedas, prótesis o un medicamento", sostuvo a época.

El joven describió que muchas familias viven situaciones extremas de vida. "Hay gente que no tiene acceso a una obra social. Muchas veces los hospitales o las salitas no cuentan con esos remedios, entonces la gente tiene que comprar, y hay medicamentos que tienen un costo muy elevado".

Interpelado por las necesidades urgentes empezó las campañas para juntar fondos y en este contexto un caso

particular marcó la vida de Santiago. "Conocí la historia de Ramiro Montiel, un nene mercedeño de seis años que padece muchas enfermedades. Tiene ceguera, no puede caminar, no puede hablar por graves problemas de médula. Inmediatamente armamos una campaña para juntar leche Ensure, pañales, conseguirle una silla de ruedas y medicamentos", detalló.

Esta campaña alcanzó alta repercusión no sólo en la ciudad, sino en toda la provincia. "Hicimos un show virtual en el que colaboraron varios grupos musicales de la ciudad que lo hicieron gratuitamente, pero con la condición de que la gente done lo que pueda, alimentos no perecederos, pañales, leche o dinero en efectivo".

"Hoy, gracias a esta campaña, Ramirito mejoró su calidad de vida. Cuenta con su silla de ruedas, se recuperó nutricionalmente. Está mucho mejor", dijo emocionado. "Fue el primer trabajo solidario que hicimos y me marcó", sostuvo.

Asimismo dijo: "Pese a saber que no tiene muchas esperanzas de vida según los médicos, ayudarlo nos ayudó a nosotros mismos", confesó sobre la experiencia. "Me hace feliz saber que pudimos hacer algo por él. Saber de su existencia y de su pasar, fue algo que me marcó. Es una de las campañas más difundidas a nivel provincial, tuvo mucho éxito. Hoy, toda la provincia conoce el caso de Ramirito".

Por otra parte, Santiago también se movilizó por la situación de una niña que padece la enfermedad conocida como "huesos de cristal". "Ella estaba viviendo en una casa que no era adecuada para su salud, no tenía una buena calidad de vida. Me contaron del caso, hablé con la madre y se hizo el papeleo correspondiente para solicitar una casa a INVICO, se le consiguió y hoy vive feliz en su nueva casa. Son cosas que me marcan y, gracias a Dios, con la ayuda de mucha gente se pueden lograr estas cosas", resaltó.

Contó que incluso han llegado a colaborar personalidades famosas oriundas de Corrientes, como Virginia Gallardo, el influencer Wally Iturriaga, la modelo Virginia Acosta y hasta Flavio Mendoza, debido a las redes sociales.

Banco solidario de medicamentos

Uno de los proyectos más importantes que logró concretar el joven fue la creación de un espacio en el que la gente necesitada de asistencia de medicamentos pueda acudir. "Vengo trabajando en conjunto con 90 personas y si bien no nos reunimos siempre, tenemos una red de contacto permanente a través de las redes y grupos de WhatsApp. Un día nos pusimos a pensar cómo podíamos ayudar a aquellos que no cuentan con obra social y no tienen un buen pasar económico. Y vimos que hay veces que, a los que cuentan con cobertura de salud, les dan dos o tres cajitas de medicamentos de más", expresó. "Allí ideamos una campaña mediática para solicitar a esa gente que cuenta con remedios que no lo va a utilizar, nos donen".

"Fue así que en cuatro meses se logró recaudar cinco millones de pesos en medicamentos. Hoy en día ese banco cuenta con variedad de remedios para diabetes, colesterol, presión, epilepsia para tratamiento de cáncer, quimioterapia oral y para muchas otras patologías". Destacó que "es increíble la repercusión y la importancia que le dio la gente. Hay personas de Buenos Aires, Bahía Blanca y de Jujuy que donaron". Volvió a remarcar: "Los habitantes de Mercedes se comprometieron mucho, todos los días recibía mensajes y nos traían los medicamentos. Ya hemos ayudado a más de 500 personas. Tratamos de aliviar los bolsillos de las personas que están sufriendo enfermedades y no tienen el dinero para comprar dichas medicinas".

Para finalizar, Santiago dijo que su idea es continuar sumando más personas para las cruzadas solidarias. "Diariamente recorremos los barrios junto a Víctor Rey y creamos un movimiento al que denominamos Autodefensa del Taragüí. Su objetivo sólo es seguir ayudando al necesitado".