Corrientes 29 °C
Min. 22 °CMax. 36 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarioepoca.com/a/1253426
ENRIQUE VAZ TORRES SOBRE LA RENUNCIA DE MARTÍN GUZMÁN

"Fue el fusible de los desencuentros entre el Presidente y la Vice"

El exministro de Hacienda de la Provincia aseguró que la partida del ahora extitular de Economía de la Nación "profundiza la incertidumbre". Para el senador provincial, el alejamiento "tendrá impacto en los mercados".

Enrique Vaz Torres, extitular de Hacienda de Corrientes y actual senador provincial, se refirió a la dimisión del ministro de Economía de la Nación, Martín Guzmán, y consideró que si bien "la renuncia involucra cambios, el desgaste del Gobierno nacional no va a permitir comprar plazos para generar expectativas positivas". "Se transforma en un fusible de los desencuentros entre el Presidente y la Vicepresidente", cuestionó y apuntó: "Profundiza la incertidumbre".

En este sentido, anticipó que la renuncia "va a impactar negativamente en los mercados, situación que se puede contener tomando medidas de fondo". "Ahora, cómo evolucionen los mercados dependerá de quien lo reemplace, las medidas que tome en lo inmediato pero, fundamentalmente, del apoyo político que pueda llegar a tener", expresó.

"En primer lugar, deberían decretar feriado bancario para este lunes, hasta que el panorama se aclare", propuso.

En cuanto a los avances de su gestión, para Vaz Torres, Guzmán "logró una espera de cuatro años en el pago de deuda". "Cristina Fernández, La Cámpora y finalmente el Presidente (Alberto Fernández) no le permitieron contener el gasto, se priorizó la política populista y no resolver los problemas de fondo", cuestionó.

"En la carta de renuncia, Guzmán ratificó lo que vengo sosteniendo: la interna del Gobierno y la falta de apoyo político hizo imposible instrumentar un programa económico", señaló Vaz Torres y agregó: "Incluso pide que se generen los acuerdos para que su sucesor pueda tener un manejo centralizado".

"Un Gobierno que cambia permanentemente a sus ministros no tiene preparación previa de sus equipos ni programa de Gobierno, porque sienta los objetivos de su política en las personas y no en un plan; representa una falta total de liderazgo", apuntó Vaz Torres.

"Pueden cambiar todo el Gabinete pero, sin una idea clara de hacia dónde va el Gobierno y la responsabilidad o el rol que debe ejercer el Presidente, difícilmente se logren resultados positivos que colmen las expectativas", apuntó.

Deterioro económico y social

Al ser consultado sobre el impacto en lo social de la crisis económica, Vaz Torres aseguró verla con "mucha preocupación". "El deterioro de la situación económica y social es gradual y permanente", comentó el radical senador provincial.

En este sentido, el exministro de Hacienda y Finanzas de Corrientes diferenció el escenario actual respecto del vivido durante la pandemia. "Cuando uno ve un ciclo económico adverso que tiene diagnosticada alguna causa como, por ejemplo, la pandemia que llevó a una caída de la actividad económica de más de 11 puntos del producto bruto del país, es un escenario, porque uno tiene identificada esa cuestión; el nivel de tolerancia que tiene la sociedad frente a la conducta futura o a las cosas que hay que hacer es medianamente aceptable", señaló luego.

"Ahora hemos superado esa etapa que es un hecho extraordinario y las expectativas de la sociedad estaban en cómo resolver los problemas que ya existían antes; y que en la pandemia no se pudo, o no se quiso resolver", consideró y agregó: "Y la verdad es que en todos los países del mundo la pandemia generó oportunidades; significó la realización de cambios importantes en los Gobiernos".

"En Argentina ocurrió exactamente al revés", apuntó y aclaró: "Se profundizaron las crisis primero políticas, hay división interna en todos los espacios y aparecen nuevos actores con una visión muy alocada de cuáles son las soluciones".

"Los jóvenes están muy confundidos porque escasea la ejemplaridad en quienes tienen responsabilidad de conducción. O sea, el panorama político es muy complicado y el panorama social peor", lamentó.

En este sentido, Vaz Torres consideró – en el programa Primeras Palabras (radio Zoom de Paso de los Libres) - que "esto es preocupante porque ninguna de las cuestiones que en economía deben suceder para recrear la confianza, está ocurriendo en el Gobierno".

"La confianza renace en los actores económicos y sociales cuando existe conducta firme del Gobierno; liderazgos ciertos y una identificación clara de que quien gobierna está al servicio de la sociedad, y esto no ocurre en Argentina", aseguró.

"Hay muchísimos desacuerdos, muchísima concentración de mercados cautivos de todo tipo, en el aspecto gremial, en el aspecto empresario. Es decir, todo es un desorden y una anarquía bastante complicada; pero lo que es una incertidumbre, también, es hasta dónde llega la paciencia de la sociedad sobre estos temas, porque la verdad es que todos queremos que este Gobierno concluya su gestión, y que a través de la política se resuelvan los problemas", analizó, aunque consideró que "es algo que no está ocurriendo por ahora".

Plan económico

Sobre la necesidad de que el Gobierno nacional elabore e instrumente un programa, Vaz Torres consideró que "en principio deberíamos decir que cualquier plan económico que exista o que se decida llevar adelante, sin soporte político no va a ningún lado".

"Todos los planes económicos parten de una decisión política y de una fuerte cobertura política, que se tiene que dar desde quién tiene la responsabilidad de gobernar; y conseguir los acuerdos si es posible de la oposición en algunos aspectos cuando requieren mayoría especiales", puntualizó y agregó: "Esto no está ocurriendo lamentablemente en Argentina".

En esta línea, sobre el aumento generalizado de precios calificó de "barbaridad lo que dijo el Gobierno de observar el problema como multicausal". "Esto es irse por la tangente, es un invento nuevo; no existe multicausalidad, existe una causa determinante de la inflación: es el déficit fiscal y su financiamiento de modo no genuino, con emisión monetaria", especificó.

"Esa causa genera la mayor parte de los problemas de incertidumbre que tienen los mercados; el desorden administrativo más el déficit fiscal es lo que está generando está grave distorsión de la economía", aseguró el Senador y apuntó que "no existen señales ciertas de cómo es el camino a pesar del acuerdo con el Fondo que implica sencillamente no pagar".

"El Fondo le ha dicho a Argentina: ustedes no están en condiciones de pagar. Por este periodo de tiempo hasta que termine el mandato del actual Presidente no tienen que pagar nada, después vemos", señaló.

"El acreedor plantea: te espero que me pagues, en ese tiempo tenés que hacer los deberes", graficó y agregó: "Pero no estamos haciendo los deberes; seguimos con la maquinita de emitir billetes, con la incertidumbre, con las peleas internas, con las mentiras y así no vamos a ningún lado".

"Están financiando el déficit con emisión, sin ningún tipo de control y la concentración de recursos es cada vez peor porque, como no son coparticipables los recursos que surgen de este financiamiento del Banco Central al Estado Nacional, las provincias padecen el problema de los incrementos de precio en todo su funcionamiento pero no reciben compensación alguna", describió Vaz Torres y expresó: "Si esto no se corrige, es ir en tiempo de descuento esperando algún tipo de crisis; será muy difícil de resolver".

Corrientes, con estabilidad

Vaz Torres diferenció así la situación de Corrientes, a pesar del impacto negativo que indefectiblemente tienen las políticas nacionales y aseguró que la estabilidad en la provincia "es el resultado, primero, de un gran acuerdo político".

"La alianza que colocó en el gobierno después de sucesivas intervenciones federales a Ricardo Colombi, avanzó con acuerdos políticos y desde la política se diseñaron las coberturas necesarias para lograr el avance de los acuerdos sociales con los sectores", recordó.

"Y el programa económico estaba incluido dentro de esa visión política; pude ejercer mi función con una cobertura muy fuerte desde la política, a pesar de las controversias que teníamos con la oposición", aseguró. Y agregó: "El trabajo se diseñó sobre un programa que pretendía resolver uno de los problemas más graves que teníamos: el desencuentro entre el sector público y el sector privado; merced a la desconfianza, el desorden administrativo, a las cuasi monedas, cuatro meses y medio de atraso en los salarios".

"Todas estas cuestiones hicieron que el programa resuelva los temas más urgentes con prioridades y gradualmente", explicó.