Corrientes 17 °C
Min. 11 °CMax. 19 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarioepoca.com/a/1249353
Fuente: webeservice MUERTE EN LA COMISARÍA SÉPTIMA

"Estamos conformes pero se insistirá en el daño material"

El juzgado en lo Contencioso Administrativo determinó que hubo responsabilidad del Estado en el suicidio de un joven demorado en una comisaría. Después de seis años, la familia obtuvo una respuesta.

MARTÍN RÍOS DIJO QUE ENCINA NO ESTABA EN UNA CELDA SINO "EN UN DEPÓSITO".

En la capital provincial, el 17 de febrero de 2016 a las 4:45 personal policial demoró por un intento de robo a David Encina y lo trasladó a la comisaría Séptima por razón de jurisdicción. Dos horas después, se comunicó que el muchacho se ahorcó. Se iniciaron acciones penales y civiles. A seis años del hecho, el Juzgado en lo Contencioso Administrativo N°2 entendió que existió un incumplimiento estatal en relación a las condiciones de alojamiento que exigen tanto las leyes como los Tratados de Derechos Humanos. Y que eso coadyuvó al suicidio del joven por lo que el fatal resultado fue producto de una con-causalidad entre el acto de Encina y la omisión del Estado.

"Tanto la familia como la defensa estamos conformes con el fallo, pero insistiremos en el porcentaje del daño material", dijo el abogado Martín Ríos a diario época, explicando que "Encina había cumplido 18 años y se estima que en algún momento de su vida él iba a hacer changas y entregar al menos un 10 por ciento de lo ganado a los padres".

Así, Ríos calificó de "distintivo" lo determinado por la Jueza Belén Güemes.

Vale recordar que el muchacho, al momento de su detención estaba bajo los efectos de estupefacientes. Así lo confirmaron luego los exámenes médicos.

"Si bien pasaron seis años del hecho, por lo menos se consiguió una indemnización para los padres, aunque uno de ellos, el hombre, falleció meses atrás. Igualmente es destacable el fallo", reiteró Ríos.

El Juzgado entendió entonces que existió una con-causalidad entre el suicidio y el incumplimiento estatal en relación a las condiciones de alojamiento que llevaron al fatal resultado.

Y, al haber con-causalidad, es decir dos causas que conllevan al resultado, el Estado Provincial sólo debe responder en la medida en que la omisión estatal contribuyó al resultado.

Esto es así porque se constató la falta de servicio o el cumplimiento irregular de un servicio estatal, lo que implica que no se requiere individualizar quién fue el autor de la falla ni tampoco demostrar la culpa de algún agente en particular.

La Corte Suprema de Justicia de la Nación establece que, "quien contrae la obligación de prestar un servicio, en el caso la custodia de un interno, lo debe hacer en condiciones adecuadas para cumplir el fin para el que ha sido establecido...".

No es posible analizar en el marco de un expediente judicial cuestiones vitales de la esfera personal y privada de una persona, como cuestiones psicológicas o psiquiátricas del fallecido, su contexto familiar, social y de contención; pero se puede considerar razonablemente que el desenlace fatal pudo ser evitado si se hubiera cumplido con los deberes y condiciones relativas a la privación de su libertad.

A pesar de contar con poco lugar en la comisaría para detenidos o demorados, lo alojaron en un pasillo, al lado de dos celdas usadas como depósito, llenas de elementos riesgosos y sin ningún tipo de cerramiento, sin establecer por qué motivo no funcionaban.

Tampoco se constató que se hubieran tomado medidas previas al hecho para superar esa situación, como en cambio sí surge qué se hizo luego del hecho, al vaciar y ordenar las celdas en cuestión.

Ríos reiteró Encinas fue colocado en un lugar que no era una celda, "era un depósito" en el que había restos de motocicletas, rollos de cables, no había energía eléctrica.

"Mañana a las 9 se realizará la apelación y entendemos que antes de fin de año se podrá tener una respuesta definitiva", agregó el letrado.

Por otra parte, manifestó que la cuestión "penal" sigue su camino a la espera de un juicio.